En Laboratorios Bagó del Ecuador, pensar en el mañana nos ha inspirado a incursionar por nuevos caminos, comprometidos a seguir transformándonos y evolucionando. 

En el año 2020, definimos nuestro propósito corporativo: “Nos apasiona la salud y la vida” el cual se ha convertido en la filosofía de trabajo que nos impulsa a servir a nuestra comunidad cada vez mejor. Ese mismo año, nos propusimos una misión desafiante: “En el 2030 somos una empresa que cumple un rol integral en el bienestar, la salud y la vida de la población, enfocados en la prevención, diagnóstico, tratamiento y cuidado de la salud; lo cual logramos mediante una sólida cultura organizacional y el uso aplicado de tecnología hacia el cliente que nos ubica entre las tres primeras corporaciones del mercado farmacéutico”.

Con esta declaración, buscamos transformarnos para dar la bienvenida a todo aquello que venga, con un equipo preparado, motivado y enfocado ya que no podemos convertirnos en lo que queremos si seguimos siendo los mismos.

Como parte de esta adaptación a una nueva realidad, definimos una forma de trabajo híbrida que contempla 3 días en tele-trabajo y 2 días en trabajo presencial para los colaboradores administrativos. Nos replanteamos nuestra forma de ser y trabajar y nos encontramos sumando más flexibilidad y personificación en nuestra propuesta hacia nuestros colaboradores. 

Algunos programas y prácticas que generan impacto en la creación de un entorno de trabajo únicos son el desarrollo personal y profesional, las prácticas de bienestar y diversidad, los beneficios flex para nuestros colaboradores, además de ser parte de una cultura que busca la calidez y excelencia en todo lo que hace.